Reglas 4

Auspicios.

Los espíritus representan un ideal; una filosofía de vida. Estarán ahi para guiar a los contendientes bajo su auspicio. Por supuesto, cada uno de ellos tiene una personalidad muy distinta, y su consejo e influencia serán inconfundibles.

Cada participante podrá escoger un auspicio basado en sus propias creencias. (En términos de juego, los auspicios estarán restringidos por el alineamiento). Ello les acercará a su espíritu más afin, quien los ayudará con consejo, guia, y con un poco de su poder.

Los Espíritus pueden manifestarse de forma semicorporea, tal que pueden interactuar con la materia y ocupar un lugar. Sin embargo, los espíritus tienen prohibido intervenir de forma directa.

Las manifestaciones específicas de los espíritus no se conocerán hasta iniciar el torneo.

Aquellos que tengan el mismo auspicio serán ayudados por el mísmo espíritu, más esto no significa que pertenescan a un mismo equipo, o que esten obligados a trabajar en conjunto. Por supuesto, no hay ley que prohiba la convivencia entre los competidores fuera del combate, y es de entenderse que algunas personas tengan ideas y afinidades en común.

A continuación se ahonda un poco sobre los diferentes auspicios.

Auspicio del León de Hierro: Aquellos afines al León comprenden que la ferrea disciplina y la fuerza de voluntad son capaces de lograr cualquier cosa. La clave de la victoria es mantenerse siempre firme en cuerpo y alma. La devoción y la equidad son ideales. Solo los participantes legales pueden elegir este auspicio. Procyon, es espíritu regente, otorga a sus protegidos Gran Desvanecimiento de Magia una vez por día (Greater dispel magic 1/day. Caster level igual al nivel de personaje. Habilidad sobrenatural.)

Auspicio del Unicornio Albar. La bondad y la esperanza son luz en la vida de los que elijen este auspicio. La pureza es lo más digno de preservar, y el amor la más sublime para vivir. Ya sea en libertad o tradición, en tiempos adversos o apacibles, llevarán la conciencia limpia, y la frente sin mancha. Solo los participantes puros de corazón pueden llevar la marca del Unicornio. Su espíritu Enif otorga la habilidad de Sanar, y su sincera bendición (Heal 1/dia, como habilidad sobrenatural, con caster level igual a su nivel de personaje. Will save 10 + 1/2 lv. + cha)

Auspicio de la Serpiente Ondulante. La apatía es la tristeza, y la quietud la muerte. Los auspiciados por la serpiente saben que el mundo esta siempre en constante cambio; siempre ofreciendo nuevos retos. Cualquier cosa puede suceder. Siempre hay algo nuevo ahi afuera, y siempre hay algo nuevo que ofrecerle. Ya sea por libertad, destruccion, o mero azar, la única constante es el cambio, y la única trascendencia es la mutación. Solo la gente del caos puede acercarse a la sabiduría de la Serpiente. La siempre cambiante Nashira otorgó el don del espacio a aquellos que quisieren manejarlo (Dimension door 2/day como swift action. Habilidad sobrenatural).

Auspicio del Ópalo Oscuro. El único auspicio que entiende la hostilidad del mundo tal y como es. Hay mucho a lo que aspirar, y en cualquier descuido todo se volverá en tu contra. Si es necesario corromper, hurtar, o destruir vidas en el proceso, no habrá diferencia. Los auspiciados al Ópalo son el mundo; amoral y despiadado. Nada les limita, ni la moral ni el castigo. Deben arrebatar o ser robados; poseer o ser poseidos; destruir o ser destruidos. Solo el impuro tiene lo necesario para llevar el ópalo consigo. Rastaban, el ausente, otorga la habilidad de tomar la vida del adversario, y así obtener la victoria. (Enervation 2/day, swift action. Ranged touch attack. Habilidad sobrenatural).

*Auspicio del Ojo del Dragón. Mil y un historias se cuentan sobre los legendarios dragones. Espíritus benignos con los hombres en los tiempos de mayor adversidad, o verdaderos demonios vivientes, más avaros que los mismos reyes, y más salvajes que las bestias de inframundo. Los dragones representan al todo. La magia, las estrellas, las tempestades y los temblores. En verdad, el dragón es indescifrable. En su esencia más pura, el dragón solamente es el dragón. El dragón, como la realidad, son indefinibles. Solo dejando atrás las concepciones falsas, las los preconceptos y los paradigmas, puede entenderse al universo, a uno mísmo, tal y como es. El auspicio del Ojo de Dragón, por tanto, acepta cualquier ideología, pues al final se sabrá que los conceptos son solo una ilusión, que nubla la verdad. El espíritu Davan despierta en sus auspiciados el Aliento Divino de Dragón. (Breath 1/dia. 1d6/nivel daño en cono de 30 ft. Daño divino (no sujeto a resistencia). Save Reflx 10 + 1/2 lv. + con).

Main Page

Reglas 4

El Torneo del Primer Resplandor data