El Torneo del Primer Resplandor

Introducción
La Puerta Plateada

A través de la muda tormenta sideral, una portentosa figura avanzaba lentamente por la explanada en la cima del templo. Los torrentes de galaxias chocaban en el firmamento, produciendo cegadores destellos al explotar con violencia. Nada de esto producía el menor sonido. El silencio, abrumadoramente sobrenatural, solo era roto en lento compas por las pisadas de aquel hombre.

Un joven muchacho, de pulcros y modestos ropajes, observaba desde las escaleras, sin atreverse a pisar el suelo sagrado en que descansaban los pasos de su amo. Las centelleantes luces del cielo impedían que el muchacho viera con claridad, mas se esforzaba por ver los intrincados patrones en el suelo de la explanada: olvidados símbolos de sabiduría más antigua que el tiempo mismo. Miró las ondulantes túnicas ocres de su amo, azotadas por las ráfagas del viento silencioso.

Su señor, un hombre de avanzada edad y aún fuerte complexión, avanzaba con paso seguro hacia la gigantesca puerta. El joven no había visto jamás aquel imponente portal de plata, engarzado en intrincados arabescos e incrustaciones de amatista. Atrás de esa entrada se encuentra el tesoro de su amo: el Primer Resplandor, el más grande don que una criatura podría recibir. Nadie sabe que es realmente el Primer Resplandor. Solo el amo conoce el secreto tras las puertas sagradas.

El hombre terminó su lento caminar frente a la sacra entrada. Con aplomo y solemnidad, extendió su mano hasta tocar la superficie plateada con las puntas de sus dedos. El viento mudo dejó de soplar al fin, a la espectativa.

¿Es ya el momento de hacer el llamado? – preguntó el joven heraldo.

El silencio absoluto reinó de nuevo. Incluso los destellos en el firmamento cesaron un momento, y el cosmos se detuvo a escuchar las palabras del hombre que había callado durante milenios.

Su boca se abrió para emitir un susurro.

Es tiempo… – dijo el Gran Maestre

View

I'm sorry, but we no longer support this web browser. Please upgrade your browser or install Chrome or Firefox to enjoy the full functionality of this site.